El hombre equivocado

Llévame si quieres a perder,

Sin ningún destino,

Sin ningún porqué

-Ale Sanz

Especialmente para vos, At.

Desde hace un par de días mi mente me exigía imperativamente pasar en limpio las palabras de esta nota. Es tan autoritaria esta necesidad que por momentos miraba mis apuntes y quería tirarlos por la ventana para abrazarme al teclado y crear el sentido de eso que uno muere por decir. Como soy una transgresora incansable, ayer anoté algunos párrafos ilegales, para no olvidarme las ideas. Dije ilegales porque ayer solo horas me separaban de un examen oral terrible, que por suerte aprobé. ¡Si seré conchuda!  Quizás solo a quienes nos gusta escribir –las bloggeras lo sabrán- entiendan cómo la cabeza dejar crecer esa inmediatez y desesperación por decir lo que uno de algún modo necesita expulsar YA.

Antes que nada, voy a explicar el título de esta entrada. Probablemente la razón sea más que obvia: me torturé tanto durante años, armando el boceto del hombre indicado, intentado configurarlo en mi imaginación (ya que jamás apareció el desgraciado) que tuve la urgente necesidad de hablar de “ese otro”, del equivocado, que a fin de cuentas es lo único que tuve la desgracia (o la suerte) de conocer.

Debe haber tantos hombres equivocados, como caras tiene mi conchudez, por ende no hace falta – y sería inviable-  describirlos a todos. El concepto general del susodicho está más que claro: tengo la certeza de que al menos el 99% de las mujeres hemos conocido al “hombre equivocado”.  Sin embargo me gustaría precisar algunas de las características que a mi entender tendría este sujeto.

El párrafo anterior lo escribí tan formalmente, que parece un texto de metodología.

El hombre equivocado es una criatura salvaje, una especie monstruito que aparece de la nada, con todo. Se brinda, te da, desde sexo hasta algún que otro momento para degustar. Te compra con ciertas actitudes, sabe cuál es tu punto débil, por eso uno de los primeros pasos que da es hacerte sentir que te necesita. Vos estás encantada en ese nuevo papel… le das todo, demasiado, hasta quedarte seca, porque él te necesita y de repente, vos también empezás a necesitarlo.  En este proceder el hombre equivocado se trasforma en tema de conversación con tus amigas. Hablar de vos indefectiblemente implica hablar de él, se convierte en una referencia de tu mundo emocional. Vivís en una fiesta de colores, con pitos y matracas. Hasta que, como todo hombre equivocado, te empieza a decepcionar.  Comienza a derrumbarse lo que en un principio creíste… real. Lo entendés, porque eso es amor, cedés a todo, aunque sepas que no es virtud. Porque ÉL es hombre que te cautiva con una impunidad por momentos injustificada, que te convence con cualquier palabrerío barato…. Entonces le dejás pasar una y otra humillación y tristeza que te cause por no poder renunciar a tenerlo en tus días. El hombre equivocado desentierra canciones de amores no correspondidos, de desencuentros amorosos y de absurdos finales felices. No tardás en entrar a la ducha y entonarle Corazón Partío desafinando más que Natalia Oreiro, (o Natalia Franceschini, ¿la conocen?). Redondeando, el Hombre equivocado es quién a sabiendas que sea “el equivocado”, extrañamos, lloramos, añoramos, insistimos con él y su amor.  Nos preguntamos hasta dónde vamos a llegar con eso y hasta llegamos a pensar que la misma condición de imposible es lo que lo hace tan deseable. Es una relación nociva que te intoxica y que no podés soltar. El infierno a contramano.

Cuando conocemos un hombre y nos gusta, a veces sin querer, otras queriendo, no podemos evitar hacer “la vista gorda”. Consciente o inconscientemente pasamos por alto determinados detalles, que siendo pequeños, dicen mucho de una persona. A veces no nos damos cuenta, otras pecamos de ingenuas, otras nos engañamos por esa necesidad de querer y ser queridas… pero de alguna u otra manera, nos acercamos al cactus como globitos inocentes creyendo que “todo va a estar bien”, o nos la jugamos para saber qué pasará, cuando de entrada las cosas venían poniéndose color de hormiga, o de rata inmunda, o de hombre equivocado.

A ver, si lo primero que te dice es “No te merezco“, te lo firmo, no te merece. Solo te dice para bajes la guardia y creas que él es una pobre víctima. Si te dice que es un hijo de puta, es muy probablemente tenga razón. Ningún hombre que realmente está interesado en una mujer le diría semejante cosa, ningún hombre que quiere lo mejor para vos juega un picadito con tu autoestima. Ningún hombre que sólo se mira el ombligo puede hacerte feliz. Ningún hombre que habla mal (o a veces, en exceso) de sus amigos o de sus ex es un tipazo. Ninguna persona que te promete, y no cumple puede darte algo de felicidad.

“Estaba enamorada, no me daba cuenta.” ¿Enamorarnos es perder la autonomía, la autocrítica? ¿Tan difícil es entender que somos dueños de nuestras vidas? ¿Tanto cuesta girar el timón cuando algo no nos cierra? Cuando estamos en esta situación y no sabemos bien si seguir o no, mucha gente aconseja: “Jugátela, en el amor hay que ser valiente.” Claro que amor y valentía van de la mano pero cuando el amor es de a dos, cuando se rema de a dos. Ser valientes no es ir derechito a la silla eléctrica a ver si de casualidad cambian la sentencia y te absuelven, entonces, ¡Magia y final feliz! Despertemos mujeres, salgamos de la enceguecedora burbuja de pelotudeo, dejemos de narcotizarnos por un par de llamaditos, dejemos de dar todo a cambio de poco, prestemos atención. Hacernos las boludas, pensar bien del otro cuando no estamos muy seguras de quién es, dejar pasar situaciones contundentes que nos hacen dudar puede costarnos carísimo.  Muchas simplistas me dirán, “mientras esperás al indicado, divertite con el equivocado.” Bien, yo pienso que con el hombre equivocado no te divertís, solo sufrís. Y que sino sufrís, sino hay algo más o menos fuerte, la relación muere. O evoluciona y fluye o no lo ves más, o se transforma en un vínculo sin importancia.

Ojo, no estoy en contra de la ilusión porque, ¿hay algo más lindo que creer que lo vamos a lograr?. Estoy en contra de la ceguera, de la negación de la realidad, de que tenga que ser a cualquier precio. “Miénteme, dime que algo queda entre nosotros dos…” cantamos mientras tanto, cuando entre los dos hubo buenos momentos pero también malos, y muy malos.

Nos pasamos horas criticando y despotricando a un hombre equivocado que dejamos entrar en nuestra vida y en nuestro corazón casi de forma gratuita. Estamos tan sedientas de amor que con dos o tres llamaditos pareciera que nos rompen los esquemas y se apropian de todo esa capacidad de dar. Por ahí tenés una amiga lúcida, que por ejemplo te dice: “Gorda, ¿por qué le contaste eso? ¿No es demasiado confiar tanto en él?”  Una sigue sin reaccionar, niega, continúa a ciegas, solo para pelarse la frente con el cemento porque el hombre equivocado gratuitamente, tiene nuestra confianza. Al insistir tanto con el monstruito, nos convertimos en esclavas de esa estúpida fantasía femenina de querer cambiarlos, porque en el fondo esperamos que cambie, aunque lo neguemos, esperamos la aparición del hada madrina que convierta la calabaza en carruaje. Es duro decirlo pero ¿hay algo más patético? ¿Hasta cuándo vamos a hipotecar nuestra vida intentando rehabilitar pelotudos? En otras palabras, el fin de este extenso texto, es proponer que hagamos una autocrítica y admitamos que el hombre equivocado no existe, el hombre equivocado es una consecuencia de nuestras malas elecciones, de jugárnosla cuando hay miles de indicios que te dicen que no lo hagas y aún así nos arriesgamos perdiendo nuestra dignidad rogando y derrochando amor propicactuso. El hombre equivocado no existe porque las que estamos equivocadas somos nosotras, que les permitimos quedarse en nuestras vidas sin hacer el suficiente mérito para obtener semejante privilegio. 

Dejemos de creer que son todos iguales, no es así. La mujer que piensa que son todos iguales no merece un hombre distintoNo tengo dudas que cuando por fin salgamos de esa burbuja, les aseguro que el hombre equivocado dejará de ser irresistible para pasar a ser una persona digna de conmiseración.

El hombre equivocado solo puede servir para saber que el HOMBRE INDICADO está en otro lado, lejos de ser un egoísta, hijo de mil puta.

Nani Nanita. 

Anuncios

Acerca de nanita87

Escribo para no morirme. Escribo como siempre, por lo de siempre: me estoy ahogando. La risa me salva. Le tengo respeto y milagro a lo que no llego. Soy un bicho raro adentro de una rubia de ojos celestes. Debería creer mas en lo que escribo. Me gusta encontrar otra cosa, mientras busco lo que creo que quiero.
Esta entrada fue publicada en A veces pienso, Filosofía Barata. Guarda el enlace permanente.

46 respuestas a El hombre equivocado

  1. Anónimo dijo:

    GE NIAL. me sentí re identificada, te juro que estoy trabajando en eso!!!!

    • nanita87 dijo:

      Gracias por tu comentario, fue un momento de lucidez total!!!

    • Anónimo dijo:

      Genial! Es así, yo me casé super enamorada de un hombre “que yo sabía no me quería”,pero tenía la certeza de que iba a lograr que me amara…Permití durante 30 años que me robara mi esencia, que me agrediera de todas las formas posibles,hasta que al fin se fue,y yo comprendí que la que había permitido eso era yo, y que en algún lugar ese tremendo desamor me enseñó quién soy en esencia y a quién espero, porque MI hombre en algún sitio está,y seremos dos para compartir el amor…

      • nanita87 dijo:

        Esa fantasía de querer cambiarlos, viene desde la cuna… y culturalmente pareciera que estamos diseñadas para contenerlos, o que siemrpe tenemos que hacer algo para que nos quieran, y no es así… es un ida y vuelta… Ojala encontremos a ”nuestros hombres”. Un abrazo, gracias por leer

  2. esther dijo:

    la verdad es que yo creo algo parecido ,creo que cuando nos enamoramos idealizamos un hombre y cuando caemos en la realidad nos queremos morir pero no creo en el hombre ideal ,creo que cada hombre es ideal para ese momento de tu vida

    • nanita87 dijo:

      Exacto, todas las experiencias sirven, pero llega un punto en que no te puede pasar 3 veces lo mismo. Algo estamos haciendo mal… gracias por leer 🙂 un besote

  3. Anónimo dijo:

    En cada palabraa me siento reflejada.. Sos una genia!!

  4. Anonimo dijo:

    Me encanto,realmente me es muy útil para este momento de mi vida! Gracias

  5. Solange dijo:

    Impecable, magia para poner en palabras lo que nos pasa lamentablemente a casi todas en algun momento. Gracias!

  6. calu12 dijo:

    Nunca , pero nunca habia palabras tan justas para esta “crisis” si se le puede llamar asi… Una genia Nani !

  7. Anónimo dijo:

    Sos increíble, Nani Nanita!!
    Adoré cada una de las palabras de esta notita ♥

    Ámbar.

  8. Vicky dijo:

    nooooo, genial! te felicito, una descripcion exacta y detallada de la idealizacion/pelotudes de nosotras 🙂

  9. Vicky dijo:

    Muy bueno loca… le diste en el clavo… en todo

  10. GENIAL AMIGAAAAAAAAAAAAAA! =D ME ENCANTO!!! Muy bueno!!! GROSA!!!

  11. Simplemente, TE AMO Grosaaaaa! Desde hace 4 meses siento que vos y yo vamos a la par en el mismo proceso. El otro día leí que si uno tropieza más de una vez con la misma piedra, es porque está retrocediendo; las piedras no se mueven… Así que nunca más un paso atrás, ni siquiera para tomar envión!
    Se te quiere Bella!!!!
    PD: Congrats por el examen! Siempre para adelante!

  12. Mariana Estevez dijo:

    El hombre equivocado no existe xq las estamos equivocadas somo notas……..una gran verdad, siempre soberbio lo suyo Nani!!! sabes q te quiero un monton, me encanta leerte, besooo

  13. Cachorra dijo:

    Buenisimo nani, hace rato soy conciente de que la uclpa es nuestra.. justificamos lo injustificable..”entendemos” para no perder ya que.. necesitamos amor.. aunque ese amor no exista pero me la creo.. quien mas tiene la culpa si no nosotras?… ellos no juegan cn nosotras, no nos lastiman, no nos usan.. dejamos que lo hagan y parceciera que terminamos accediendo a eso como forma de vida que cuando no esta.. no siento amor y merezco lo que tengo ( lo malo que siento , el abandono) el amor.. es otra cosa! Me llego tu NOTA en el momento justo.. y estoy agradecida por eso.. si bien es algo que todas sabemos.. pareciera que lo reconoce cuadno otra sel odice o lo lee o le paga al psicologo 150p o mediante osde 40P para que el psiclogo te diga lo que ya sabes.. ” deja de lastiamrte y alejate”.
    Hermoso , muchas gracias.

  14. Anónimo dijo:

    Hermoso amiga, tenes toda la razón, estamos tan desesperadas porque alguien nos quiera q aceptamos al menos una caricia a cambio de desilusión posterior…. Tenes toda la razón gorda! Muy buenaaa notaaaa

  15. florenciaariza@yahoo.com dijo:

    es geniaaaaaal !!! te felicitoooo… prometo ponerlo en practica..

  16. liliana dijo:

    felitaciones por animarse a decir lo que ya sabemos y lo negamos quien no paso alguna vez por eso?pero sigo creyendo que el perfecto no existe solo sigo a aquel que sea compañero de verdad y no se sienta aputazado por bajar la retaguadia y admitir de corazon que una tiene razon

  17. Karina dijo:

    Natalia!! Nanny!
    Estoy totalmente de acuerdo….. pero que hay con.eso de que lo correcto no esta en el acierto…???

    Lo correcto esta en la
    eleccion!!

    • nanita87 dijo:

      Tal cual, uno elige. Es mentira que el destino ”nos guía”, que todo está ”predeterminado”. Uno elige donde se mete y por ende como puede terminar, son riesgos,pero hay que saber cuándo arriesgar y con quien. Como la fotito del cactus y el globo, vamos directo al muere por momentos! y pensamos que todo saldrá bien. Eso es ilusiorio y nos termina lastimando.
      Gracias por leer Kari un beso! 🙂

  18. Clau Castro dijo:

    Estoy pasando justo por algo así, y me di cuenta de que la que tenía que cortar era yo. El boludo equivocado va a seguir psicopateando, y soy yo la que tiene que hacer un paso al costado y correrse de su tiro al blanco emocional. Y se aprende, a los palos, pero se aprende!

    • nanita87 dijo:

      Claro, ellos hacen turismo emocional con nuestras vidas, no da! me alegro que hayas dado el paso de darle una patada en el trasero, si lo merece esta genial! Un abrazo, gracias por leer 🙂 Nani

  19. Anónimo dijo:

    muy bueno el informe conozco a mucha gente que ha pasado por eso….saludos

  20. Pingback: Los mitos de las mujeres | Nani Nanita

  21. Anónimo dijo:

    Creo que nos estamos olvidando de que nosotras tambien somos “las mujeres equivocadas” para varios hombres, o para éstos mismo, en varias circunstancias. Mi punto es que, a veces una se siente perdida y una pequeñas acción de la persona correcta te ayuda a recuperar el camino, y lo mismo puede pasar para con estos “hombres equivocados”. El concepto de “Qué hizo para merecer estar en mi vida, que es un gran beneficio” me parece que no es realista, creo que las cosas son reciprocas en todos los casos. Por supuesto hay excepciones, y está lleno de hijos de puta, peeeeeero… tambien existe el hombre equivocado para la mujer equivocada.

    • nanita87 dijo:

      Claramente, la nota va dedicada para quienes damos a cambio, de muy poco. Para quienes no nos valoramos y carcemos de auto estima. Si creemos que es real dejar entrar en nuestra vida a cualquiera, y sin condiciones probablemente salgamos lastimadas. Claro que es recíproco, pero como te digo , olvidamos que el otro también debe hacer algo, no solo necesitarnos como contención emocional. Eso es olvidarse de uno… miles de mujeres estan con alguien que no las quiere, haciendo y haciendo para que eso suceda…A eso apunta, sin duda que debe ser reciproco, pero de eso muchas nos olvidamos para perjuicio nuestro. Saludos!

  22. segundo villafa dijo:

    Tantas mujeres dejarian de sufrir, con solo aprender a leer y leer notas como las tuyas , donde describís muy detalladamente, y con mucha claridad , “LA ELECCION EQUIVOCADA” Agregaría solamente , que NADIE CAMBIA , y la mujer en gral ,llena de optimismo generosidad y amor cree que puede cambiar los defectos de su hombre y termina pagando con sufrimiento , dolor y TIEMPO ,cuando es abandonada o decide dejar a su hombre, se le fué la vida. Me encanta lo que escribís y como lo haces.

  23. Pingback: La oportunidad renga | Nani Nanita

  24. Pingback: SOLTAR | Srita. Nani Nanita ♥

  25. Anónimo dijo:

    excelente!!

  26. Anónimo dijo:

    Una genia!

  27. Pingback: La oportunidad renga II | Licenciada Nani ♥

  28. Pingback: Lo contrario de vivir es no arriesgarse. | Licenciada Nani ♥

  29. Pingback: Muero de pronto, vivo siempre. | Licenciada Nani ♥

  30. Sonia dijo:

    “La mujer que piensa que son todos iguales no merece un hombre distinto”
    Gracias y buenas noches!

  31. Rocio dijo:

    Me lei todo el blog entero, me encanta como escribís, yo tambien vivo en Rosario, me tocó mucho lo q escribiste sobre lo de el edificio de Salta…. Uno de los chicos estudiaba medicina como yo. Sos una afortunada de la vida!!!! Y tenés un don para escribir lo q creo nos pasa a todas las mujeres jaja . besossss genia!

  32. Me lei todo el blog entero, me encanta como escribís, yo tambien vivo en Rosario, me tocó mucho lo q escribiste sobre lo de el edificio de Salta…. Uno de los chicos estudiaba medicina como yo. Sos una afortunada de la vida!!!! Y tenés un don para escribir lo q creo nos pasa a todas las mujeres jaja . besossss genia!

    • nanita87 dijo:

      Hola!!! Muchas gracias. Siempre es un halago que me lean y sobre todo, que se animen a dejar un comentario. Me hace bien saber que alguien puede darme vuelta el blog y salir con la idea de que no son las únicas conchudas que la pelean día con esto tan dificil de ser y de definir: mujer. De verdad muchas gracias. Quiero saber quien sos ahora. Y si no conocemos? Alto flash.
      Besotes diosa!!!

      • Anónimo dijo:

        Jajajajaja ojalá nos conocieramos porq tenemos muuuucho en común por lo q se lee jajajaajaja quizás nos crucemos por oroño algún día jajaja
        Este es mi blog iincompletudes.blogspot.com por si querés pasarte.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s